Enfoque Informativo

Será en el próximo mes de septiembre cuando toda la población de Nuevo León tendrá agua en sus hogares, dijo el gobernador del estado, Samuel García, de acuerdo con pronósticos del Servicio Meteorológico Nacional y la Conagua.

“El sistema de agua y drenaje quedó obsoleto, eran tanques manuales donde quienes tienen la fortuna de vivir cerca de un acueducto del tubo o tanque, siempre tienen agua, por simple gravedad”, aseguró el mandatario.

Al explicar las mejoras que se realizaron al sistema de aguas, García Sepúlveda subrayó que el reparto de agua será equitativo para toda la población, debido a que, septiembre es un mes de lluvias y espera que las presas se puedan llenar para “ya salir de esta crisis de agua” que se vive en la entidad.

“La boca ya va a empezar a dar más, eso aumenta el nivel del agua y esos se va a reflejar en los hogares”, refirió.

De acuerdo con especialistas, a partir del 12 de agosto se pronostican dos semanas consecutivas llenas de chubascos en Nuevo León.

Por su parte, el Servicio Meteorológico Nacional y la Conagua, anunciaron el gradual ingreso de una baja presión con potencial ciclónico en la costa sur de Texas, provocará fuertes lluvias con descargas eléctricas en el norte del país.

Mientras que Protección Civil de Nuevo León estima que todo el fin de semana tendrá una probabilidad de lluvia del 60 por ciento y la temperatura descenderá gradualmente entre viernes, sábado y domingo, hasta llegar a 32 grados centígrados.

COMPARTIR