Enfoque Informativo

Hasta el momento se mantiene empantanado el diálogo de los trabajadores de CAPAMA con el Ayuntamiento tras la amenaza de aplicar sanciones a quienes no iniciaron los trabajos cotidianos y de oficina.

Der acuerdo con lo dado a conocer por el líder sindical, Gonzalo Arias, no hay acercamiento con la alcaldes, tras el primer encuentro, y están buscando la de ingresar para tomar el control, sin embargo los empleados siguen renuentes en librar las instalaciones y están con la esperanza de levantar el conflicto.

Por el contrario les echan andar en los pueblos, cercanos el presidente de la Federación de Cámaras de Comercio (Fecanaco) en Guerrero, Alejandro Martínez Sidney quien calificó como “chantaje” el paro de los trabajadores de la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado del Municipio de Acapulco (CAPAMA).

“Eso es rechazado, esto nosotros lo condenamos y no estamos de acuerdo en que ese tipo de presiones se lleven hasta este escenario, donde ponen en riesgo la salud pública y sobre todo la imagen de un destino como Acapulco”, aseveró.

Martínez Sidney, en cambio, se refirió al director general de CAPAMA, Arturo Latabán López, como una persona sensata y honesta, que está trabajando y ha dado respuesta a las necesidades de los usuarios.

Aseguró que, al hacer movimientos estratégicos, se enfrenta al sindicato que, dijo, ejerce presión mediante la toma de oficinas “para seguir beneficiándose como lo han venido haciendo”.

El dirigente también respaldó a la alcaldesa, Abelina López Rodríguez: Con esta transformación que le está haciendo a Acapulco, en estas nuevas herramientas que nos dan a los empresarios para salir adelante después de la pandemia, declaró.

COMPARTIR