Juan José Romero

  • El presidente de la Federación Suroeste de la Coparmex, Joel Moreno Temelo, señaló que la reactivación económica permitirá a los empresarios subsistir y pagar impuestos

Para los empresarios de Chilpancingo es necesario que el Gobierno del Estado reactive sus compras en el comercio local, para la aceleración de las reactivación económica que les permita generar ingresos económicos para subsistir y pagar impuestos.

El presidente de la Federación Suroeste de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) que abarca los estados de Morelos y Guerrero, Joel Moreno Temelo, aseguró que hasta ahora, no hay en Chilpancingo compras de dependencias estatales a los diversos giros comerciales, ni tampoco estímulos económicos ni fiscales que les ayuda reactivar la economía después de más de 2 años y medio de pandemia.

Dijo que históricamente la Coparmex ha solicitado a los gobiernos del estado en turno, que un porcentaje de las compras que realiza de diversos artículos y productos las haga con el comercio local dependiendo de las ciudades donde se necesiten los requerimientos, lo cual comentó ayudará a la reactivación económica de un comercio severamente golpeado por la pandemia del Covid-19.

Moreno Temelo reconoció que el comercio local no tiene la capacidad para suministrar todos los insumos y productos que requieran las dependencias gubernamentales, pero sí hay productos disponibles para cubrir un porcentaje del gasto.

Consideró que el gobierno no puede cobrar impuestos si no ayuda a que fluya la economía, indicó el también expresidente de la Coparmex Chilpancingo. Y añadió que todo parece indicar que los empresarios dueños de papelerías y librerías, seguramente les fue bien antes y después del inicio del ciclo escolar 2022-2023, por la presencia evidente de consumidores en los establecimientos, y más ahora, que en todos los niveles educativos se normalizaron las clases presenciales.

“Esperamos un mayor gasto en el Gobierno del Estado porque definitivamente no se ve una cantidad fuerte; sin embargo, hay empresas que todavía no se han recuperado, no han recuperado lo que en su momento tuvieron que perdieron y que tuvieron que conseguir para subsistir”, expuso.

Por otro lado, lamentó que los problemas de inseguridad continúen con acciones delictivas en perjuicio de empresariado que por temor, no presentan denuncias ante la Fiscalía General del Estado.

Y aunque reconoció no ha sido tan intensa la actividad delictiva contra el comercio como ocurrió en los momentos difíciles de la pandemia, en Chilpancingo continúan las extorciones y robos en comercios que no son denunciados.

Asimismo, la recomendación para los empresarios es que presenten las denuncias para que la autoridad investigue y que cese este tipo de actividades que no se justifican por el hecho de que alguien quiera llevar alimentos a sus casas afectando a otras personas.

Finalmente, manifestó que la pandemia afectó a todos, al grado que en los tiempos difíciles de contagios hubo cierre de establecimientos al caerse las ventas. Además hubo una cantidad importante de robos que no se justifica que alguien los cometa por haberse quedado sin empleo.