Enfoque Informativo

  • La viruela del mono fue declarada una “emergencia de salud pública internacional” por la OMS, debido al incremento exponencial de los casos

La Comisión Europea autorizó este lunes el uso de la vacuna Imvanex contra la viruela del mono en la Unión Europea, así como en Islandia, Liechtenstein y Noruega.

La compañía danesa Bavarian Nordic recibió el visto bueno de Bruselas para extender el uso de su vacuna contra la viruela e incluir también la viruela del mono, tal y como informó la empresa en un comunicado y confirmaron fuentes comunitarias.

La aprobación por parte de Bruselas llega tras el visto bueno de la Agencia Europea del Medicamento (EMA), a través del Comité de Medicamentos para Uso Humano en Europa (CHMP), del pasado 22 de julio para extender la aplicación de Imvanex a la protección de la población adulta contra el virus de la viruela del mono.

El CHMP también recomendó autorizar Imvanex para proteger a las personas contra la enfermedad causada por el virus de la ‘vaccinia’, que provoca síntomas similares, pero más leves, a los de la viruela.

Concretamente, esta vacuna estaba aprobada en la UE desde 2013 para prevenir la viruela pero no se había prescrito su aplicación para la viruela del mono aunque muchos países europeos ya la están administrando para tal fin tras el brote que se inició hace meses.

En este sentido, el presidente y CEO de Bavarian Nordic, Paul Chaplin, indicó que la aprobación de la vacuna “puede mejorar significativamente la preparación” de los países contra “enfermedades emergentes”, a través de una planificación estructurada.

Para confirmar la eficacia de la vacuna contra la viruela del mono, Bavarian Nordic recogerá datos de un estudio observacional que se llevará a cabo durante el brote de viruela del mono que se está produciendo en Europa.

La viruela del mono comienza con fiebre, dolor de cabeza, dolores musculares, agotamiento e inflamación de los ganglios linfáticos.

Esta enfermedad puede ser mortal, aunque suele ser más leve que la viruela. Se transmite a las personas a partir de diversos animales salvajes, como roedores y primates, pero también puede transmitirse entre personas tras un contacto directo o indirecto.