Jorge Vargas 

Ometepec a 19 de agosto de 2021.- Autoridades municipales y estatales, sostuvieron una asamblea con habitantes de la localidad de Cruz de Corazón que están exigiendo la salida de la policía ciudadana, porque están inconformes con el sistema de justicia comunitario de la unión de pueblos y organizaciones del estado de Guerrero (UPOEG).

La señora Rolanda de la Cruz García relató que su hijo Irving Miranda de la Cruz fue torturado por policías comunitarios que le provocaron un tumor por los golpes por lo que tuvo que endeudarse y vender sus cosas para pagar la intervención quirúrgica, gastos de hospitalización de su vástago y por temor a represalias de la UPOEG se fueron de Cruz de Corazón.  

“Mi hijo estaba bien morado de su cara de su ojo y todo golpeado y ya ahora ya después vienen y me lo vuelven agarrar más el 11 de abril me lo agarraron 3 meses me lo tuvieron encerrado entonces yo fui a preguntar porque lo habían agarrado me dijeron que no me podían decir hasta otro día fuimos y ya que fuimos en ese día me dijeron que no estaba el comandante y ya después fui al ministerio público y ahí fuimos con la muchacha del ministerio público que esta arriba y me dijeron que ahí que nos iban atender y ahí estuvimos esperando”. 

Después de que el asesor de las victimas Pablo Solano Ramírez y otras personas expusieron sus inconformidades con la policía ciudadana, la abogada representante de la UPOEG Fabiola Pineda Martínez, intervino en defensa de ese organismo, sin embargo, los asistentes, gritaron que ya no querían a la policía ciudadana en Cruz de Corazón por las arbitrariedades que habían cometido. 

“Si es posible llegamos hasta el fiscal regional que para eso esta nada mas quiero que sí, si permítanme si les voy a dar esa solución, pero nada más quiero que alcen la mano a quien le han violentado sus derechos a nadie más que a …”; y la gente empezó a gritar ¡fuera, fuera, fuera!

El presidente de Ometepec, Efrén Adame Montalván, que estuvo acompañado por la comisaria municipal Normely Allende Vázquez, solicitó que no opere la policía ciudadana y que sea liberado el joven Juan Carlos Arenas, quien está preso en la casa de justicia de la UPOEG de Marquelia, acusado del robo de un celular, y es originario de Cruz de Corazón. 

“Mucha gente de la izquierda apoyó y apoyamos en aquel momento la conformación de las policías comunitarias porque vinieron a salvaguardar el orden totalmente que estaba en aquellos tiempos producido un desorden por la delincuencia organizada, afortunadamente aquí no tenemos delincuencia organizada tenemos un pueblo pudiéramos decirlo que en santa paz, pero si también quiero que ustedes sepan que cualquier incidente que se pueda dar vayamos a las autoridades no más a la fiscalía como lo han hecho que vayamos al ayuntamiento y que pidamos el apoyo d ellos servidores del municipio”. 

“La policía comunitaria cese que no haya trabajos de la policía comunitaria hasta en tanto se retome el dialogo con las autoridades de la comunidad municipales de ustedes y los delegados de gobierno esa sería mi petición”. 

Después de tres horas de exposición de motivos de deliberar el delegado de gobernación en costa chica, German Herrera Clemente, informó que los acuerdos eran que como lo solicitó el alcalde que se suspendan los trabajos de la Upoeg mientras se determina que día se trasladaran a otra comunidad. Que estarán los policías preventivos municipales de manera permanente para que se encarguen de la prevención de delitos, y la liberación del detenido de la comunidad Juan Carlos Arenas.

“Para que posteriormente se fije una fecha cuándo se retirara la UPOEG de esta comunidad y por último 5 que las averiguaciones que sean integrado ante la fiscalía pues hay que darle seguimiento, es lo que he escuchado y he resumido compañeros y si están de acuerdo por ahí le damos, si algo quieren agregar y también que los compañeros de la UPOEG den una respuesta”.

El líder moral de la UPOEG, Bruno Placido Valerio, informó que, si se liberará al joven Juan Carlos Arenas, pero tendrá que reparar el daño a una joven víctima que lo señala del robo de un celular. También anticipó que está de acuerdo en que la UPOEG salga de Cruz de Corazón, pero antes los pobladores y gobierno municipal tendrán que plantear que alternativas de solución hay para que ya no haya incidencia delictiva en esa localidad. 

“Una medida de acción donde cada una de las comunidades se involucren y participen en este cambio, está bien no quieren policía (de la UPOEG) yo creo que está bien, pero que proponen ellos para que disminuyan los delitos de drogadicción, robo de casas de deudas, o sea que proponemos como comunidad y que propone el municipio para que nosotros tengamos argumento de salir ahí no hay argumento, lo detuvieron los compañeros de Marquelia, lo detuvieron en Marquelia al chamaco”.

“Todo esto lo podemos hacer publico podemos hacer un tribunal popular, donde a los que señalan y piden su liberación para que vean si tienen culpabilidad o no, porque cada uno defiende que no quieren (a la policía ciudadana) pero que hacemos con lo que está pasando, expreso Placido Valerio. 

Se informó que esta tarde, una vez que el padre del joven Juan Carlos Arenas pagó el celular fue excarcelado.  

 

COMPARTIR