Por Eduardo Flores Salado

En este primer día de clases virtuales las experiencias vividas por los padres de familia fueron distintas, mientras unos lograron tener una buena clase con sus hijos, para otros fue un tormento lograr que sus pequeños estuvieran atentos.

Las clases que comenzaron sin mayores problemas son las que se impartieron por televisión abierta en donde los padres de familia pudieron sintonizar las lecciones que fueron pregrabadas por docentes. 

Ante el inicio del ciclo escolar, algunos padres de familia confundieron los canales y sintonizaban algunos que no correspondían al nivel educativo; sin embargo, minutos más tardes pudieron colocar a sus hijos frente a la televisión.  

Tal fue el caso de la señora Inés Arvea, quien tuvo que ayudar a su nieto Fredy Santiago de cuatro años de edad –debido a que la mama del pequeño trabaja- contó que lo despertó temprano para que se preparará.

“Fue una clase buena, él es algo inquieto pero al final si se quedó un rato viendo la clase por televisión, estuvo buena porque además hacen ejercicio y no solo son clases”, expresó.

Por su parte la joven madre de nombre Elizabeth contó a Enfoque Informativo que ella y su hijo de cinco años disfrutaron al máximo las clases virtuales ya que son interactivas para que los niños aprendan.

“Yo le dije a mi hijo que tendría dos maestras, una que sería la televisión y otra que será su maestra que le estará mandando y calificando las tareas que el vaya realizando en la casa”.

Por su parte Sarahi Roque, del segundo grado de secundaria contó que tuvo un poco problemas con la señal del canal, pero que con la ayuda de su mamá pudo recibir su primera clase por televisión.

Para el padre de familia Ricardo Ramos García el primer día de regreso a clases fue un cao, ya que la señal no estaba al cien por ciento, además de que su pequeño hijo e sinteractivo y no lo pudo mantener sentado mucho tiempo para qe viera y realizará los ejercicios que llevaron a cabo.

COMPARTIR