Por Eduardo Flores Salado

En su noveno concierto virtual la Orquesta Filarmónica de Acapulco (OFA) La OFA ofreció un programa interpretando dos obras del famoso músico y compositor veneciano, Antonio Lucio Vivaldi: el Concierto para dos violines Op. 3, No. 8 RV 522 y el Concierto para Mandolinas en sol mayor RV 532; piezas que fueron magistralmente ejecutadas por los violinistas Yurii Kablotskyi y Serguei Kossiak, solistas ambos, integrantes de la orquesta.

Ante una audiencia que ha rebasado la cifra de alcance de más de 200 mil personas en sus redes sociales, Facebook y YouTube, durante la Temporada Virtual 2020, la Filarmónica de Acapulco presentó un atractivo programa que una vez más, mostró la versatilidad de la orquesta y el gran galento musical de sus integrantes .

El “Ensamble de cuerdas y oboe de la OFA”, integrado por los Maestros Paul Silva, Julieta Márquez (violines), Marlon Pineda (viola), Dante Márquez (chelo), Francisco Gasca (contrabajo) y Edwin Montenegro (oboe) interpretaron la obra “Oblivion”, escrita por el bandeonista, director y compositor de tango argentino, Ástor Pantaleón Piazzola.

El Maestro Eduardo Álvarez, Director de la Filarmónica, cambió la batuta por su acordeón para acompañar en un dueto a la violinista ucraniana de la OFA, Ekaterina de Stefani con quien interpretó los tangos  “La Cumparsita”, composición del uruguayo, Gerardo Matos Rodríguez y “Tango of the Night” del acordeonista y cantante ruso, Peter Dranga quien introdujo el acordeón en el escenario ruso.

Mostrando una gran destreza en la ejecución de los instrumentos, el Ensamble de Percusiones de la OFA integrado por los músicos Nicolás Trinidad, Juan Carlos Álvarez,

Filiberto Miramontes y Jonathan Lara Cervantes interpretaron la obra “Estudio Flamenco”, escrita por el Maestro Edgar Nicolás Trinidad, percusionista principal de la OFA, cuya pieza para cuatro cajones está basada en algunas de las muchas rítmicas del estilo musical Flamenco originario de Andalucía, España.

El cierre del concierto fue “de película” y correspondió a la sección alientos metal y de percusión de la Orquesta, finalizar de manera espectacular, interpretando la obra “Mancini For Brass Choir”, compuesta por el director de orquesta, arreglista, pianista y flautista estadounidense, Henry Mancini, reconocido como uno de los grandes compositores en la historia del cine al introducir el jazz de manera natural en los “soundtracks” de las películas.