Zona Cero

Roberto Santos

Parece que el exfiscal de Guerrero, Iñaki Blanco Cabrera se ha cansado de las declaraciones y actuaciones “contradictorias” del abogado de los padres de los 43 normalistas de Ayotzinapa desaparecidos en Iguala que ha decidido evidenciarlo en su actuación.

De entrada, Iñaki señala que parece que Vidulfo “pretende lucrar con el sufrimiento de las víctimas”.

Una acusación fuerte, sin duda.

Pero no solo eso, también le cuestiona que Vidulfo pida al Congreso que llame a comparecer al fiscal, al secretario de Seguridad Pública y al presidente del Tribunal Superior de Justicia para que sean cuestionados respecto a la llamada noche trágica de Iguala.

A esta petición la calificó de desafortunada. 

Blanco Cabrera fue entrevistado por un noticiero local de la capital, el miércoles de esta semana, donde dio a conocer que la Fiscalía General de la República está perfeccionando la indagatoria para solicitar órdenes de reaprehensión contra presuntos implicados en esos hechos y que han salido libres.

También deslinda a los agentes ministeriales de Guerrero, al señalar que no están involucrados en la desaparición de los normalistas.

Iñaki dice que Vidulfo Rosales actúa de manera “sesgada” y “parcial”, por buscar “desacreditar a las autoridades involucradas en la investigación con lo que genera confusión ante la opinión pública”.

Respecto a que el ex gobernador Ángel Aguirre se inconformara o pateara la creación de la Comisión para la Verdad y el Acceso a la Justicia, “como lo dijo Vidulfo Rosales”, Iñaki aclara que tanto él como el exgobernador respaldaron la creación de dicha comisión.

Además, cuestionó su calidad como abogado de los padres, ya que está “incumpliendo con su deber de asistencia o asesoría legal hacia las víctimas directas”, 

Y lanzó la pregunta de “qué ha hecho para combatir las sentencias que dejaron en libertad a presuntos implicados en los hechos de Iguala”. 

Vidulfo no solo debe criticar, sino que también “debe de asistir a las víctimas conforme lo prevé la Constitución y la legislación secundaria”, expresó el exfuncionario de Justicia.

“Cosa que yo la verdad dudo mucho que haga, a mí me parece y reitero que desgraciadamente está lucrando con el sufrimiento de las víctimas”, afirmó el abogado.

Respecto a la actuación de Eliseo del Villar en este asunto,  Blanco señaló “que deben ser investigadas las imputaciones que Villar del Castillo le hizo a Vidulfo Rosales, en el sentido de que el abogado le propuso a Eliseo que declarara en tal o cual sentido, lo cual debe ser objeto de una investigación.” 

Caso difícil para las autoridades el esclarecimiento de la desaparición de los 43 estudiantes y por ello, por su importancia, es que debe existir prudencia en quienes en ella intervienen, como es el caso del abogado de los 43, quien es elemento central en este caso, principalmente por la confianza que en él tienen los padres, sus asesorados, quienes creen absolutamente lo que él les dice y se dejan guiar por sus propuestas. 

COMPARTIR