Guillermo Hernández Acosta

Vecinos del balneario de La Lajita, lugar emblemático de Tecpan junto a habitantes de la comunidad del Súchil se unieron para protestar por los trabajos de construcción de la introducción de la red del drenaje sanitario para las colonias Tunas, Ramos y el Súchil.

La molestia de los tecpanecos es que desde el día de ayer maquinaria pesada destruyó una gran parte de las enormes rocas que dan el nombre de la “Lajita” donde por muchas décadas las familias de Tecpan han disfrutado de este tranquilo lugar y que además actúa como una defensa natural en las crecientes del río y que ahora seguramente afectará las compuertas del sistema de riego.

El grupo de personas que se hicieron presentes en el lugar pidieron una explicación al responsable de la obra quien se limitó a decir que contaba con el permiso del ayuntamiento ya que la obra la está ejecutando la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado del Estado de Guerrero.

Criticaron que para estos trabajos no se tomó en cuenta el valor histórico y hasta sentimental que se tiene de este lugar, además de que no se aplicó un estudio de impacto ambiental.

Otro argumento que presentó el responsable de la obra y que causó más molestia fue cuando mencionó que con estos trabajos de destruir las enormes piedras era para que la maquinaria pesada pudiera pasar por esta brecha y metros más arriba colocar la tubería y construcción los colectores del sistema de drenaje.

COMPARTIR