Bernardo Torres

Chilpancingo, Guerrero.- Educadoras y personal adscrito al Sector 02 de Nivel Preescolar, denunciaron que autoridades de la Secretaría de Educación Guerrero (SEG), principalmente el Delegado de Servicios Educativos de la Región Centro del Estado, Alfredo Salmerón Bello, está cometiendo irregularidades que provocan la polarización de la base trabajadora.

En conferencia de prensa, maestras de las Zonas Preescolares; 03 de Tixtla, 10 y 11 de Chilpancingo, 13 de Mochitlán, 14 y 15 de Quechultenango, 16 del Ocotito, 16 y 17 de Tierra Colorada pertenecientes a este sector, exhortaron al secretario de Educación, José Luis de la Vega Otero, a la delegada de la SEP, Flor Añorve, poner fin a las arbitrariedades en la dependencia.

Se refirieron al caso específico de Alfredo Salmerón Bello, delegado regional de los Servicios Educativos de la Región Centro, quien trata de imponer a la maestra América Astudillo Leyva, como Educadora en el Fraccionamiento Nuevo Mirador a pesar de estar adscrita como Apoyo Técnico a la Zona Preescolar No. 16 desde el 01 de noviembre de 2017.

También denunciaron la participación del profesor Joaquín Domínguez Bautista, secretario de organización de la Región Centro de la Sección XIV del Sindicato Nacional de los Trabajadores de la Educación (SNTE), quien en contubernio con el delegado “se han empeñado en mantener de manera ilegal a la profesora  América Astudillo, sin contar con ningún documento normativo que avale su cambio”.

Fue hasta el 17 de agosto de 2018 cuando se notificó de manera oficial el funcionamiento del plantel en dicho fraccionamiento para su funcionamiento por parte de Planeación Educativo, motivo por el cual resulta improcedente que la trabajadora impugnada se encuentre laborando desde el ciclo escolar 2017-2018.

Esta acción, expusieron, constituye una violación a la normatividad para la creación de planteles educativos, así como los derechos laborales de por lo menos 15 educadoras con más de 10 años de antigüedad en las zonas ya mencionadas y que están en la lista de espera para sus cambios de adscripción.

“Es reprobable la actitud de que han tomado los funcionarios en mención, porque el ejercicio de la función pública debe estar orientada a evitar los conflictos laborales entre los trabajadores, observando y aplicando la normatividad vigente, sin embargo, hacen lo contrario para desestabilizar el servicio educativo”, acusaron.

La denuncia fue hecha por las representantes sindicales de la Zonas Escolares 010 y 011, María Eugenia Jiménez Villanueva y Ángeles Eugenio Pastrana; Emma Nájera Cruz, Supervisora de la Zona Escolar 010; y las educadoras de las zonas escolares 014 y 015, Jazmín Vicente Ramírez Nava y Leticia Parra Flores.

Finalmente, aclararon a los padres de familia del Fraccionamiento Nuevo Mirador de Chilpancingo, que son respetuosas de su reclamo e interés por contar con un servicio educativo de calidad, pero también pidieron respeto a la normatividad y no violentar los derechos laborales que les asisten.

COMPARTIR