Enfoque Informativo

Recientemente en redes sociales se viralizó una campaña, elaborada por el Fideicomiso para la Promoción Turística de Acapulco (Fidetur) que tenía el objetivo de atraer a los chavos para visitar el puerto pero que resultó absolutamente todo lo contrario.

Pero no es lo peor. De acuerdo con Proceso, la curiosa campaña de “Mom! I’m in Acapulco” costó un aproximado de 6 millones de pesos. Sí, no leyeron mal: millones de pesos.

¿Dónde quedó la bolita?

Por medio de su cuenta de Twitter, la Secretaría de Turismo de Guerrero explicó que el video de la campaña subido a las plataformas de la Secretaría de Turismo federal fue hecho por Fidetur y presentado en enero de este año en la Feria Internacional de Turismo en Madrid, España.

Lo anterior ante el Comité Organizador del Festival Juvenil Mula Fest con el objetivo de que el evento se llevara a cabo en Acapulco para este año.

Explican que el contexto y las circunstancias eran distintas a las actuales por lo que lamentan la confusión que se dio al presentarse el video “sin ninguna mala fe”.

El gobernador lamenta la campaña

En este sentido, el gobernador de Guerrero, Héctor Astudillo, lamentó la campaña de promoción y la calificó como “inoportuna, insensible e imprudente”.

“Si no nos ayudan, no nos perjudiquen”, escribió el mandatario en su cuenta de Twitter.

Además recordó a los visitantes que cuando pase todo esto de la pandemia y las condiciones lo permitan, los esperan en Acapulco y etiquetó –para que la pedrada llegara– a la Secretaría de Turismo federal, así como a la de Guerrero

COMPARTIR