Agencias 

El vocero de seguridad en Guerrero, Roberto Álvarez Heredia, confirmó la retención de los agentes de la Guardia Nacional  en la carretera estatal Chilapa-Hueycantenango, municipio de José Joaquín de Herrera, y explicó que las acciones corresponden a la detención de un sujeto armado.

Ante esta acción de los elementos militares de inmediato, los presuntos comunitarios acudieron a la zona y retuvieron a los elementos de la Guardia Nacional, de quienes piden su salida de esa zona.

Ese grupo de civiles armados ha sido acusado por grupos de derechos humanos de estar ligados a una banda delictiva en la región Centro, así como de provocar enfrentamientos con poblados de Chilapa, en los límites con Hueycantenango.

Se trata de los integrantes de la Policía Comunitaria por la Paz y la Justicia, quienes retuvieron por ocho horas a elementos de la Guardia Nacional. 

Asimismo dijo que la detención de los miembros de la Guardia Nacional se dio por la detención de una persona que manejaba un vehículo con reporte de robo y portaba un fusil AR-15.

El hecho ocurrido a las 6 de la mañana del miércoles, presuntos comunitarios encapsularon a los agentes de la recién creada Guardia Nacional, que instalaron un filtro en la carretera de terracería.

Al llegar a acuerdos con personal militar y del gobierno del estado, los agentes de la Guardia Nacional fueron liberados.

EN DICIEMBRE TAMBIEN FUERON RETENIDOS

Retienen a 15 agentes de la Guardia Nacional en carretera a Chilpancingo.

Autodefensas de la UPOEG retuvieron a los elementos en la carretera federal Tecoanapa-Chilpancingo para exigir la liberación de 10 de sus compañeros

Autodefensas de la Unión de Pueblos y Organizaciones del Estado de Guerrero (UPOEG) retuvieron a 15 agentes de la Guardia Nacional (GN) en la carretera federal Tecoanapa-Chilpancingo para exigir la liberación de 10 de sus compañeros detenidos el pasado 11 de noviembre en el poblado de Xaltianguis, en Acapulco.

El vocero de la Cooordinación Estatal para la Construcción de la Paz, Roberto Álvarez Heredia, informó que alrededor las 2 de la tarde en un retén de la UPOEG instalado sobre la carretera que conecta a la región de la Costa Chica con la capital, un grupo de autodefensas y pobladores del municipio de Tecoanapa retuvieron dos patrullas de la Guardia Nacional.

Los autodefensas y los pobladores metieron a los 15 efectivos en una casa comunitaria dedicada a los 43 estudiantes desaparecidos de Ayotzinapa.

Álvarez Heredia explicó que son alrededor de 15 efectivos de la GN retenidos; el funcionario afirmó que los agentes ha sido agredidos por los autodefensas y los pobladores.

Explicó que se encuentra una comisión conformada por integrantes de la GN y un enviado del gobernador Héctor Astudillo Flores negociaba con los autodefensas la liberación de los agentes de la GN.

El vocero indicó que la retención de los agentes de la GN es para exigir la liberación de 10 autodefensas de la UPOEG que fueron detenidos en el poblado de Xaltianguis, en Acapulco, después de que se enfrentaron con el grupo armado denominado “Los Dumbos”.

La madrugada del 11 de noviembre, integrantes de la UPOEG intentaron ingresar a la comunidad de Xaltianguis, pero fueron recibidos a tiros por  Los Dumbos.

Por tarde, en el poblado de Pablo Galeana, cerca de Xaltianguis, se volvieron a enfrentar a balazos. Policías y militares, esa tarde detuvieron a 10 integrantes de la UPOEG y a nueve de “Los Dumbos”.

EN NOVIEMBRE RETUVIERON A MILITARES 

Un grupo de militares fue retenido por habitantes de los municipios de Tlacotepec, Heliodoro Castillo y San Miguel Totolapan, en la sierra de Guerrero, para exigir proyectos productivos y que se detenga la fumigación de plantíos de amapola.

Los manifestantes señalaron que retuvieron a los soldados para que sirvan de enlace y lleven sus peticiones a las autoridades.

Lo que hay, es un trabajo que se realiza de manera permanente por el Ejército de erradicar cultivos ilícitos; de esta manera, los propios pobladores que allá viven, obviamente, se acercan con los elementos militares para solicitarles su intervención a efecto de que puedan canalizar las demandas a las instancias, tanto federales, como estatales, y que les permitan acceder a los diferentes programas productivos alternativos”, comentó Roberto Álvarez Heredia, vocero de Seguridad del gobierno de Guerrero.

Sobre este tema, el gobernador Héctor Astudillo Flores insistió entonces que la posición del gobierno del estado es muy clara y no habrá negociación con las personas que retienen a los militares, sin embargo, están abiertos para apoyar a las comunidades para que puedan acceder a programas productivos alternativos.

En el tema de la sierra, la posición es muy clara: ‘No hay negociación’ para algunos temas que se están planteando, sí hay una gran determinación para apoyarles en otros temas en los que se les pueda apoyar, se está trabajando para terminar con el problema”, reiteró Astudillo.

En la protesta participaron habitantes de La Primavera, El Durazno, San Vicente, Las Margaritas, El Frío, Los Capulines, Los Hoyos, Pandoloma, Filo del Águila, Tecomaxuchilt y Otatlán.

COMPARTIR