David Abarca

Señores comenzaron las campañas para presidente municipal de Acapulco, y todo parece indicar que seguirán en la misma tendencia que las del presidente de la República, únicamente guerra sucia, dimes y diretes, pero de propuestas concretas, nada.
¿Se imaginan tener un presidente municipal que gane las elecciones a base de mentiras, de golpeteo político, de acusaciones, pero sin propuestas concretas para reconstruir este desbastado  Acapulco?.
Si esto sucede Acapulco seguirá hundido en  la anarquía, violencia, corrupción, e impunidad porque el destino de nuestra ciudad seguirá igual o peor que el que estamos viviendo en este gobierno que está por concluir.
Me gustaría que la sociedad acapulqueña en su conjunto antes de decidir por quién votará, que analizara a todos y cada uno de los aspirantes a la presidencia municipal, pero que los analizara por sus propuestas, de cómo lograría al menos de redireccionar a  Acapulco por el camino del éxito, la reconstrucción, y la reconciliación, pero no a base de dádivas, amenazas, o compra de votos, esto último se tiene que terminar, porque está comprobado que estas artimañas lo único que han logrado es hundir más y más a nuestra ciudad en la pobreza, violencia, corrupción e impunidad. ¿Esto es lo que quieres para Acapulco y tu familia?
Los invito a que antes de tomar su decisión de votar el primero de julio piensen que quieren para el futuro de sus familias y sobre todo que quieren para  Acapulco, ya no más candidatos compra votos, ya no más candidatos mentirosos que engañen a los ciudadanos, ya no más candidatos que únicamente vengan a robar y hacerse ricos.
Piensen y razonen, si queremos un verdadero cambio para Acapulco lo que se necesita es un Presidente  con experiencia política probada, con experiencia en las finanzas públicas, ya tuvimos a un Presidente municipal que si logro salvar a Acapulco de la quiebra en la que se encontró e hizo cosas buenas por esta ciudad, pero lo más importante es que realmente quiera a Acapulco, y que no únicamente lo utilice como trampolín político.
Señores el futuro de nuestra ciudad está en nuestras manos, vota por la mejor opción, vota por la persona y no por los partidos políticos, yo ya tengo a mi gallo y estoy seguro que si el gana Acapulco retomará el camino correcto para que esta ciudad pueda volver  a pensar en vivir en paz al menos yo quiero soñar que si se puede.
Me despido tomaremos una vacaciones y nos escucharemos pronto, si dios lo permite.

COMPARTIR