Frida Alvarado

Como se había previsto antes del confinamiento social en México, la violencia contra la mujer ha aumentado, principalmente en el hogar.

En Acapulco, la tendencia nacional también es patente al reportar un ligero aumento de violencia contra las mujeres. 

La directora del Instituto Municipal de la Mujer (IMMUJER) Marisol Wences Mina, aseguró que durante la Jornada Nacional de Sana Distancia han aumentado los casos de violencia contra las mujeres acapulqueñas.

La funcionaria, explicó que previo a la pandemia realizaban tres o más atenciones presenciales de casos de violencia principalmente contra la mujer.

En ese sentido, afirmó que pese a la situación de salud continúan en la misma cifra e inclusive algunos días han aumentado. 

“Hemos tenido la misma cifra, me refiero a tres o dos atenciones, lo que estamos viendo es que está igual o más”, abundó.

Wences Mina lamentó que no todas las mujeres tienen acceso a las vías de comunicación tanto telefónicas o redes sociales y eso dificulta dar un seguimiento a los casos.

La titular aclaró que no solo las víctimas pueden denunciar, sino también los testigos de alguna agresión física.

“Si somos vecinos y estamos escuchando que alguien está sufriendo por medio de gritos o golpes, debemos de llamar y es muy importante la participación ciudadana”, expresó.

Resaltó la importancia de hacer uso del número de emergencias 911 para situaciones de violencia.

Finalmente, la directora destacó que pese al confinamiento por la pandemia el instituto municipal sigue manteniendo comunicación con la Federación y el Estado, así como organizaciones de redes de apoyo para erradicar la violencia principalmente en los hogares.

COMPARTIR