Eduardo Salgado Sánchez

Representantes de la Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo en Acapulco (Canaco-ServyTur), así como autoridades del SAT y la Profeco anunciaron la novena edición de “El Buen Fin” que se llevará a cabo del 15 al 18 de noviembre, donde participarán más de 7 mil negocios.

En conferencia de prensa, el representante de la Concanaco-Servytur, Javier Saldívar Rodríguez,  informó que para este año se estima una derrama superior a los 300 millones de pesos, 15 por ciento más que en 2018 y señaló que para la confianza de la ciudadanía, habrá recorridos permanentes de verificación por parte de personal del SAT y Profeco, a fin de evitar algún discurso.

Destacó que hay una gran disposición de parte del gobierno federal para que el evento se consolide como el “Black Friday” de Estados Unidos y que en México, el año pasado el Buen Fin dejó en el país una derrama económica superior a los 112 mil millones de pesos, donde los productos más vendidos fueron televisores, calzados, ropa y equipos de cómputo.

Saldívar Rodríguez detalló que participarán más de 120 hoteles, más 250 restaurantes, además de tiendas departamentales, hospitales, farmacias, zapaterías y cooperativas de deportes acuáticos. Confió que muchos turistas aprovecharan los descuentos para reservar sus vacaciones del próximo año.

“El llamado que hacemos como Concanaco-Servytur México es no gastar el recurso que no se tiene, no endeudarse demás para que la economía de sus familias salga adelante. En este año estamos calculando un 15 por ciento de incremento en las ventas”, añadió Saldívar Rodríguez.

Puntualizó que se establecerá una estrecha coordinación con las fuerzas de seguridad de la Mesa de Coordinación para la Construcción de la Paz en Acapulco y empresas de seguridad privada para “tratar de blindar” los centros comerciales e inspirar confianza a los consumidores.

“La seguridad está garantizada para el sector comercio, el años pasado no tuvimos registro de algún altercado”, refirió.

Finalmente, personal de la Profeco indicó que desplegará módulos en las principales plazas comerciales y súper mercados a fin de atender a los consumidores ante alguna posible queja y buscar la conciliación o en su caso, iniciar los procedimientos correspondientes.

COMPARTIR