Agencias

Al hablar frente a empresarios regiomontanos, el presidente electo  Andrés Manuel López Obrador, anunció que, en su momento, consultará la conveniencia de una reforma fiscal, que obligue a todos los mexicanos a presentar su declaración de impuestos mediante un mecanismo sencillo y a partir de la confianza en el ciudadano.

Al aclarar que en los primeros años de su gobierno estos cambios al marco legal no son posibles, explicó que la idea es “simplificar el proceso de contribución y no considerar al ciudadano como un delincuente ” en potencia.

López Obrador señaló que para que esto sea posible, hace falta primero que el ciudadano tenga confianza en el gobierno

Vamos a gobernar los primeros años de esta manera y haremos una consulta luego de que el gobierno esté llanamente acreditado, le tengan confianza, sí haremos reforma fiscal. La base será tener confianza en el ciudadano y no verlo como un delincuente en potencia”, detalló en su exposición ante integrantes de la Caintra, en Monterrey.

Que cada ciudadano mexicano, que todos tengamos que hacer una manifestación anual bajo protesta de decir verdad, la cantidad que percibió y lo que corresponde a la tributación y lo deposite en un banco”.

Ofrecen integrantes de la Caintra apoyo a proyecto de López Obrador

Luego de este anuncio, López Obrador invitó a Caintra a ser el primer organismo en implementar el apoyo a los jóvenes mexicanos que necesitan empleo. Y reiteró que en Monterrey estará la próxima sede de la secretaría de Economía.

López Obrador pedirá a los gobernadores del país que al igual que él, todos los días “tomen decisiones para devolver la seguridad y la paz a los mexicanos”.

Lo anterior implica que los mandatarios estatales también sostengan reuniones, desde temprana hora, con su equipo de seguridad y justicia, tal y como lo hará él desde el próximo 3 de diciembre de este año, una vez que haya tomado posesión de su cargo como presidente constitucional.

COMPARTIR