Agencias 

Diputadas y diputados de distintos grupos y representaciones parlamentarias coincidieron en la imperante necesidad de legislar por políticas públicas que brinden mayor protección a las mujeres y para erradicar la violencia de la que son víctimas día con día.

Al intervenir sobre el “Repunte del delito de feminicidio a nivel nacional”, la diputada Alicia Zamora Villalva (PRI) lamentó que cada día se asesine a una mujer y que se haya incrementado en un 96 por ciento el asesinato de niños y niñas, por lo que hizo un llamado a la reflexión y a la unión, sin protagonismos de partido, refiriendo que no se debe descalificar la voz de las mujeres ni sus protestas, como en el caso del paro nacional del próximo 9 de marzo. 

Al hablar en torno al Día Internacional de la Mujer, la diputada Celeste Mora Eguiluz (Morena) se refirió a la escalada en los casos de feminicidio, situación que -dijo- data del 2011. 

Señaló que el asesinato de las mujeres es un acto de violencia y discriminación, y rechazó que en las redes sociales se justifique que el ataque contra éstas sea por su forma de vestir o su comportamiento. Llamó asimismo a las comisiones legislativas a trabajar en temas pendientes, para poder reforzar el marco legal y garantizar una verdadera procuración e impartición de justicia con perspectiva de género.

La diputada Leticia Mosso Hernández (PT) manifestó que la violencia contra este sector es sistemática y se presenta en la mayor parte de los espacios de convivencia social. 

Dijo que Guerrero se sitúa entre los tres estados con mayor brecha salarial por género, y mencionó también los roles que se presentan dentro de la política, donde no se trata equitativamente a hombres y mujeres. 

Manifestó que el Congreso de Guerrero tiene la obligación de no retrasar la aprobación de leyes y crear mecanismos institucionales para que las mujeres puedan acceder a servicios de salud, educación y justicia, garantizando su dignidad.

En su oportunidad, la diputada Samantha Arroyo Salgado  dijo que es necesario crear mecanismos judiciales y administrativos para resolver la problemática de violencia contra las mujeres, por lo que convocó a construir juntos una igualdad sustantiva, un México con una democracia real, donde las mujeres disfruten de sus derechos en libertad.

La legisladora Araceli Alvarado González (PRI) cuestionó por su parte la poca importancia que se le da al Paro Nacional de Mujeres por parte del presidente de la República, y se pronunció porque se implemente una estrategia nacional e interinstitucional para destinar esfuerzos y recursos, tanto humanos como económicos, que permitan frenar el rápido crecimiento de los índices de violencia por razón de género. 

Se sumó al llamado de las mujeres al Paro Nacional del 9 de marzo, asumiendo el compromiso de revisar la Ley 501, el Código Penal del Estado de Guerrero, para reformar y actualizar estos ordenamientos, así como impulsar acciones en beneficio de las mujeres.

La diputada Norma Otilia Hernández (Morena) refirió en su oportunidad que “Un Día sin Nosotras” tiene como finalidad hacer un llamado a la reflexión colectiva, ante el alto índice de feminicidios. 

Dijo que a pesar de los esfuerzos y acciones para erradicar dicho fenómeno, el reporte del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública indica que de enero a diciembre de 2019 Guerrero registró en promedio 16 homicidios de mujeres al mes, colocándolo en el sexto lugar a nivel nacional.

Y lamentó que, a pesar de haberse destinado recursos a la Secretaría de la Mujer para el tema de la Alerta de Género, no se han ejercido en la materia y hasta el momento no se ha remitido información relacionada al Congreso del Estado. 

En su participación, la diputada Dimna Salgado Apátiga (PRD) refirió que si bien se han logrado avances en el tema de la paridad, el aumento de la violencia por razones de género se ha vuelto insostenible. 

Refirió la legisladora que en México cada día mueren diez mujeres por esta razón, y se pronunció por empujar cambios, perfeccionar las leyes y abrir paso a un relevo generacional donde las mujeres sean protagonistas.

Al intervenir, la diputada Guadalupe González Suástegui (PAN) reconoció el avance que las mujeres mexicanas han obtenido en materia político-electoral, logrando diferentes espacios de representación. Sin embargo, lamentó la cancelación de algunos programas que afectan al sector, como el cierre de estancias infantiles, la reducción del presupuesto en materia de salud, ocasionando la muerte de muchas féminas por cáncer de mama o víctimas de la violencia.

Finalmente, el diputado Marco Antonio Cabada Arias dijo estar a favor de la reivindicación y el empoderamiento de las mujeres, y lanzó un reto a sus compañeros para sacar las iniciativas en favor de este sector, en especial en el tema de la equidad, y porque se avecina el proceso electoral. 

Adelantó, además, que su grupo parlamentario presentará próximamente el proyecto para la despenalización del aborto, que es un derecho negado durante mucho tiempo a las mujeres guerrerenses. En este punto, recordó que la Comisión de Derechos Humanos les recomendó legislar para resolver la falta de atención a la salud de las mujeres, en particular de las mujeres que sufren de violación. “Esa sería la mejor forma de dignificar a la mujer”, remató.

COMPARTIR