La aerolínea dijo en un comunicado que el 10 de julio solicitó un amparo para evitar el cobro de impuestos que consideró erróneos. 

“La aerolínea, como otras empresas comúnmente lo han hecho, solicitó un amparo el día 10 de julio del año en curso, para que se declare la inconstitucionalidad del cobro y pidió la suspensión de la medida. El día de hoy, el Poder Judicial le otorgó la suspensión definitiva”, mencionó la empresa de Miguel Alemán Magnani.

Un juez federal concedió una suspensión provisional a Interjet el 19 de julio, pero el SAT pidió realizar el pago del 10 por ciento de sus ingresos mensuales como garantía.

A través de la Administradora Desconcentrada de Recaudación local, se buscaba retener el 10 por ciento de todos los ingresos en efectivo de la aerolínea para destinarlos al pago de impuestos pendientes, previo pago de salarios y gastos operativos.

La aerolínea interpuso un recurso legal contra esos pagos por calificarlos como erróneos, y esta tarde obtuvo la suspensión de los mismos.

Interjet indicó que está aclarando diferencias sobre los impuestos y por eso las está impugnando.

 

Además, rechazó haber sido embargada. “No, no hubo embargo. Lo que sí hay es un litigio con el SAT porque consideramos un error en el cobro de impuestos, como sucede con todas las empresas”, refirió una fuente de la aerolínea.

Por ahora, los pasajeros de la aerolínea no están afectados por estas obligaciones con la autoridad fiscal.

Más tarde, el SAT publicó un breve documento donde confirmó que estaba en proceso un cobro contra una aerolínea.

COMPARTIR