Por Eduardo Salgado Sánchez

esalgado@enfoqueinformativo.mx

Es totalmente inaceptable que la Comisión de Agua Potable y Alcantarillado del Municipio de Acapulco (CAPAMA) deje sin agua a miles de ciudadanos en el momento más álgido de la pandemia y no solo durante un día o dos, sino semanas, que se van acumulando y se convierten en meses.  

Así lo expresó el Presidente del Comité Directivo Municipal del Partido Acción Nacional Jorge Catalán Ávila, quien reprochó que dicho acto, violenta los derechos de los ciudadanos, “quienes pagamos por un servicio que muchas veces es inexistente”.

“Además, cuando llega el vital líquido tiene un aspecto turbio, insalubre, sucio, eso es preocupante, puede generar enfermedades en las personas y complicar aún más la situación en el tema de salud que se vive en el puerto, como sabemos, los hospitales ya llegaron a su máxima capacidad para atención de pacientes de Coronavirus”, enfatizó el representante del PAN.

“No queremos que se genere además, un incremento de enfermedades gastrointestinales infecciones”, añadió.

Recalcó que el agua potable, siempre debe ser una prioridad para el Ayuntamiento “y si son incapaces, que pidan ayuda a otros órdenes de los gobiernos estatal y federal. Si no pueden resolver este problema, que renuncien. Los acapulqueños no deben de pagar por la ineptitud de otros”.

“Estamos conscientes, que no es un problema nuevo, desgraciadamente administraciones vienen y van y solamente se dedican a echarse la culpa, unos a otros, con respecto a lo que pasa en CAPAMA, tanto financieramente como en lo operativo. Basta ya. Esto tiene que terminar”, señaló.

Por ello, dijo que la alcaldesa debe orientar a la toma de decisiones oportunas e inclusive, oreció asesoría gratuita por gente preparada y con vasta experiencia.

“Que se instrumenten las acciones necesarias, con el único fin del bien común de la ciudadanía, que está harta con toda razón de este tipo de situaciones con la paramunicipal, por eso en plena pandemia vemos a personas que salen a bloquear avenidas, para exigir que les llegue el servicio, con el consabido riesgo del contagio”, concluyó.

 

COMPARTIR