Por Eduardo Flores Salado

El Foro Guerrerense de Abogados señaló que de los 28 aspirantes a ocupar una plaza de jueces de control y de ejecución penal, al menos siete son hijos,  familiares o protegidos de jueces y trabajadores actuales del Consejo de la Judicatura.

 

Lo anterior en conferencia de prensa, en donde la presidenta Perla Maldonado Rodríguez exigió que sea un comité externo los que realicen los exámenes y entrevistas a los nuevos, para garantizar que se queden los que tienen la capacidad y no por ser familiares y amigos.

La jurista confió que al momento de elegir a 12 jueces de control y enjuiciamiento penal  y 8 de ejecución, esperando que no queden los familiares, como ha pasado en convocatorias pasadas.

Dijo que entre los nombres que aspiran a una plaza y tienen familia son, Francisco Michel Espinoza Larios, hijo del consejero de la Judicatura, Francisco Espinoza; Michel Román Serrano, hijo del magistrado Edmundo Román Pinzón adscrito a la segunda sala penal en Acapulco.

“Así como Manuel Ramírez Arzeta, hijo del magistrado Manuel Ramírez Guerrero, adscrito a la segunda sala penal en Acapulco; Génesis Rodríguez, mujer del magistrado Raúl Calvo Sánchez; Víctor Hugo Nava, hijo del magistrado Hugo Nava Solís, Evelyn Ramírez Venegas, protegida del magistrado Víctor Arellano Justo y Yolanda Mora protegida del magistrado Paulino James Bernardino”, dijo la abogada.

Maldonado Rodríguez  estuvo acompañada de un grupo de abogados, y señaló que de los 28 aspirantes, 20 se quedarán con alguna de las 20 plazas que están en concurso, ya que asegura que en otros concursos el filtro de las entrevistas sirve para descartar a los participantes.

“La convocatoria dice que los que pasen esta primera parte tendrán la oportunidad de pasar a la siguiente fase, pero la primeros lo harán Centros de Convivencia Familiar Supervisada (CECOFAM) Guerrero que pertenece al tribunal”.

COMPARTIR