Por: Juan José Romero

Chilpancingo, 19 de febrero de 2020.- En el marco del   107 aniversario del Ejército el gobernador Héctor Astudillo Flores confirmó su reconocimiento a las fuerzas armadas por el  apoyo a su gobierno para la recuperación de la gobernabilidad en la entidad.

Mencionó que cualquier esfuerzo que se pretenda hacer de manera solitaria “o invadido por una idea de ilimitada o extraordinaria soberbia de que un gobernante, del nivel que sea, pueda enfrentar los problemas que vive el país solo, es una gran equivocación”, expuso

Y agregó que  solamente es una gran equivocación, es una gran equivocación reitero el mandatario durante su intervención en el salón de la república de Casa Guerrero en donde previamente se ofreció un desayuno y un espectáculo folclórico para los integrantes del Ejército, La Marina y la Guardia Nacional. 

 Astudillo Flores mencionó que “la entrega, disciplina y organización del Ejército nos ha permitido iniciar una nueva etapa en la contención de los indicadores delictivo”,  pues refirió que Guerrero pasó del segundo al séptimo lugar nacional en incidencia delictiva, y que en algunos años anteriores fue el penoso primer lugar, sostuvo.

Agregó que la coordinación que mantiene el gobierno que encabeza con las fuerzas armadas, ha permitido dijo,  disminuir hasta en un 37.7 por ciento la incidencia de homicidios dolosos y más del 60 por ciento en el delito de secuestro.

Enfatizó  que un estado como Guerrero se requiere de la ayuda y de la colaboración de las fuerzas institucionales,  como el Ejercito Mexicano, la Marina Armada y de la Guardia Nacional, expuso.

Dijo además que en materia de seguridad “la neutralidad política” es fundamental por lo que solicitó no incluir influencias políticas en los temas de seguridad nacional ni en las regiones del estado.

En su oportunidad el General,  Juan Manuel Rico Gámez, comandante de la Novena Región Militar, menciono que las fuerzas armadas tienen su origen en el pueblo al que siempre servirá con lealtad, honestidad y trabajo a sus instituciones.

SERÍA UNA EQUIVOCACIÓN ENFRENTAR SOLO LA INSEGURIDAD: ASTUDILLO 

Al afirmar que un estado como Guerrero requiere, necesita de la ayuda, de la colaboración de las fuerzas institucionales: El Ejército, la Marina y hoy de la Guardia Nacional, el gobernador Héctor Astudillo Flores, aseguró que “cualquier esfuerzo que pretendiera hacer de manera solitaria o invadido por la soberbia un gobernante, del nivel que sea, para enfrentar los problemas que vive el país, no solo es una equivocación y sino una gran desubicación”.

En el marco de la conmemoración del 107 Aniversario del Día del Ejército Mexicano, al encabezar con generales, oficiales, así como las y los elementos de la Secretaría de la Defensa Nacional, el Ejecutivo estatal agradeció y reconoció el apoyo que el Ejército ha brindado para recobrar la gobernabilidad y la paz en el estado, así como su contribución para ofrecer mayor seguridad, “esto es el sentir también de las propias familias guerrerenses las que reconocen su esfuerzo”.

Astudillo Flores enfatizó que “en Guerrero el Ejército ha sido parte sustantiva de nuestra seguridad; su entrega, disciplina y organización nos ha permitido iniciar una nueva etapa en la contención de la delincuencia organizada”.

En la sala de la República, de Casa Guerrero, ante los representantes de los Poderes Legislativo y Judicial, el gobernador señaló que gracias a la coordinación y disposición de las fuerzas armadas, Guerrero pasó del segundo al séptimo lugar nacional en la incidencia delictiva, también han disminuido 37.7 por ciento los homicidios dolosos y 63 por ciento los secuestros.

Indicó que en esta ruta de pacificación, aquí en Guerrero no puede entenderse sin tres elementos primordiales: La disposición, disciplina y jerarquía del Ejército para fortalecer a la Guardia Nacional, en beneficio de la sociedad, cuya aspiración es la paz, la tranquilidad y el bienestar, la coordinación con los tres órdenes de gobierno en una lucha de todos los días, permanente y persistente, así como su presencia diaria en la Mesa Estatal de Coordinación para la Construcción de la Paz y en las ocho Mesas Regionales, contribuyendo con esto al esfuerzo institucional para ofrecer mayor seguridad entre los tres órdenes de gobierno.

Destacó, Astudillo Flores, que en el tema de la seguridad, la neutralidad política es fundamental para seguir mejorando los indicadores de Guerrero y sus regiones.

Por eso, dijo, es importante conmemorar a esta institución que reúne a las fuerzas militares terrestres y aéreas responsable de la defensa del territorio, de la soberanía nacional, la paz y la seguridad interior.

El comandante de la Novena Región Militar, Juan Manuel Rico Gámez, expresó su reconocimiento al gobernador Héctor Astudillo Flores por el apoyo que ha dado al Ejército Mexicano, lo que dijo, los compromete a trabajar con lealtad, inteligencia y apego a la ley por el bien del estado de Guerrero.

Indicó que desde sus inicios, el Ejército Mexicano ha sido el componente fundamental para consolidar la Independencia, la Reforma y la Revolución.

Además, la institución armada fue forjada con la voluntad, el valor y el trabajo de ciudadanos que dieron solidez, cohesión y prestigio desde hace 107 años, por ello: “Afirmamos que el instituto armado tiene su origen en el pueblo al que sirve y siempre servirá con lealtad, honestidad y trabajo, mantendremos siempre firmes nuestros conceptos de lealtad a México y a sus instituciones, el Ejército Mexicano ha sido garante de la vida institucional de la República”.

Refirió que además de la defensa de la soberanía nacional, las fuerzas armadas se han distinguido por apoyar a la población civil en los momentos más críticos de desastres naturales con la aplicación del Plan DN-III en cualquier circunstancia que lo amerite sin esperar ninguna orden.

Teresa de Jesús Giles, vicepresidenta de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) Chilpancingo, sostuvo que el Ejército Mexicano es ejemplo de heroísmo, patriotismo y la lucha sin claudicaciones a favor del pueblo de Guerrero y de México.

En particular, recordó que en Guerrero se ha sentido la solidaridad de las fuerzas armadas en las comunidades que se han visto afectadas por los fenómenos naturales, alivio al ver las caravanas del Ejército que llevan ayuda humanitaria, alimento, artículos de primera necesidad, así como asistencia médica.

 

COMPARTIR