Eduardo Salgado Sánchez

El recién incremento a la tarifa de transporte en Acapulco que entró en vigor desde el pasado sábado tras ser aprobado por la Comisión Técnica de la dirección de Transportes en la entidad, es un duro golpe para la economía, además de que el servicio no vale lo que cuesta, reprocharon ciudadanos acapulqueños entrevistados por Enfoque Diario.

El día sábado, la dirección a cargo de Miguel Ángel Piña Garibay oficializó el incremento de la tarifa de taxis colectivos de 15 a 17 pesos, pese a que desde hace dos años, los ruleteros llevan cobrando 18 pesos de manera arbitrariamente ante la omisión de la dependencia propia.

Mientras que la tarifa para las Urvans de las diferentes rutas fue elevada a 9 pesos al igual que los camiones del servicio urbano, aún y cuando la mayoría de las unidades transitan en condiciones deplorables, con altos niveles de sonido y con choferes sin uniforme, menores de edad incluso.

En ese sentido, el estudiante de enfermería de la UAGro,  Jared Rodríguez León rechazó el incremento a la tarifa del transporte, pues comentó que además de ser un servicio deficiente el que brinda a los ciudadanos, vendrá a pegar directamente a su bolsillo, pues detalló que se encuentra en fase de practicante.

“El caso del servicio colectivo no lo vale, los asientos van rotos, van a las carreras y los camiones están sucios, van a las ganadas con ruido, la verdad que es injusto el incremento”, expresó entrevistado a ras de banqueta.

Por su parte Martin Maldonado dijo que continúan los golpes a la economía de los acapulqueños y que si bien es cierto se autorizó el incremento al salario mínimo, este continua sin ser suficiente.

“Los colectivos siempre han aumentado su tarifa sin permiso alguno, resulta que autorizaron la tarifa de 17 pero desde antes ya estaban cobrando 18, así como van nos van a querer cobrar 20 pesos”, cuestionó.

Coincidió que el transporte público en Acapulco no es lo que el pueblo se merece, pues indicó que los operadores llegan a ser déspotas e irresponsables en su trabajo, “mal el incremento, tal vez si el transporte fuera digno, si habría aceptación por parte de nosotros”

 

COMPARTIR