El equipo de la española Rocío Arroyo ha creado un análisis de sangre para detectar, entre 10 y 15 años de antelación, si una persona desarrollará un tumor maligno de colón. Se ha probado en más de 1000 personas y 20 hospitales y la idea es que la gente se haga la prueba a partir de los 50 años y anualmente.
COMPARTIR