Agencias

Andrés Manuel López Obrador fue declarado este miércoles, por unanimidad, como presidente electo de los Estados Unidos Mexicanos por el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF).

“Con base en la suma efectuada, en favor de Andrés Manuel López Obrador se emitieron 30 millones 100 mil 327 sufragios, es decir el 53.20 por ciento total, por lo que se determina que es el candidato ganador de las elecciones”, dijo María Cecilia Sánchez, secretaria General de Acuerdos en la sesión pública en la que también declaró como válida la elección presidencial del 1 de julio.

Durante la ceremonia de la entrega de la constancia a López Obrador, la presidenta del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, Janine Otálora, reconoció la participación de los ciudadanos que salieron a votar, que culminó en un proceso democrático y se refleja en este día.

“Solo un proceso democrático permite la construcción de la voluntad política que se traduce en la elección de un gobierno y en la consecuente determinación de las políticas públicas que habrán de generar mejores condiciones de vida en los años venideros”, señaló.

En su turno, el próximo presidente de México agradeció a los ciudadanos que votaron por él y consideró que eligieron un gobierno honrado y justo.

“La mayoría de los ciudadanos mexicanos están hartos de la deshonestidad, de la ineficiencia y desean, con toda el alma, poner fin a la corrupción y a la impunidad”, dijo.

 

Culminó diciendo que cumplirá con “todos los compromisos de campaña, no voy a fallar. Habré de ser fiel, en todos mis actos, al interés, voluntad y bienestar del único que manda en este país: el pueblo de México”.

 

El gobierno del tabasqueño iniciará el próximo 1 de diciembre, fecha en la cual tomará protesta como presidente constitucional.

López Obrador alcanza la presidencia en su tercer intento, luego de perder en una polémica elección ante Felipe Calderón en 2006, y frente a Enrique Peña Nieto en 2012.

Es el candidato con mayor número de votos en la historia, y el que mayor porcentaje de votación tiene en la historia moderna.

En los sufragios del 1 de julio, Andrés Manuel López Obrador, virtual presidente electo, obtuvo el 53.18 por ciento de los votos emitidos, de acuerdo con los cómputos distritales. Ricardo Anaya registró el 22.26 por ciento de los votos, mientras que José Antonio Meade consiguió el 16.42 por ciento.

Previo a la sesión de este miércoles, la Sala Superior concluyó el martes la revisión de todas las impugnaciones en contra de la elección presidencial, con la resolución de los últimos cuatro juicios de inconformidad, con lo que se declaró listo para entregar la constancia de mayoría.

Al recibir su constancia como Presidente Electo de México para el sexenio 2018-2024, Andrés Manuel López Obrador ofreció que como titular del Ejecutivo Federal respetará la soberanía de los otros poderes y no permitirá que se ejerzan contra esas instituciones autónomas presiones ni peticiones ilegítimas.

“En el nuevo gobierno, el Presidente de la República no tendrá palomas mensajeras ni halcones amenazantes; ninguna autoridad encargada de impartir justicia será objeto de presiones ni de peticiones ilegítimas cuando esté trabajando en el análisis, elaboración o ejecución de sus dictámenes y habrá absoluto respeto por sus veredictos”, garantizó.

“El Ejecutivo no será más el poder de los poderes ni buscará someter a los otros. Cada quien actuará en el ámbito de su competencia y la suma de los trabajos respetuosos e independientes fortalecerá a la República y el Estado democrático de derecho transitará del ideal a la realidad”, sostuvo en la sede del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF).

En su primer mensaje como presidente electo, ante el pleno de magistrados del encabezados por la magistrada presidenta del TEPJF, Janine Madeline Otálora; el presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), Luis María Aguilar a la cabeza de los ministros de la Corte y consejeros de la Judicatura Federal; el consejero presidente del Instituto Nacional Electoral (INE) Lorenzo Córdova y los consejeros de ese organismo, López Obrador pidió apoyo.

Planteó que su administración iniciará con amplias bases de legitimidad y por eso pidió respaldo para los cambios.

“No desaprovechemos o desperdiciemos este momento de condiciones políticas inmejorables para llevar a cabo la cuarta transformación de la vida pública de México”, les dijo.

A todos López Obrador pidió “asimilar correctamente los sentimientos expresados por el pueblo al emitir el sufragio y ser ejecutores escrupulosos y fieles de ese mandato.

“Considero que la gente votó por un gobierno honrado y justo. En mi interpretación, la mayoría de los ciudadanos mexicanos están hartos de la prepotencia, el influyentismo, la deshonestidad y la ineficiencia, y desean con toda el alma poner fin a la corrupción y a la impunidad”.

Antes, en su mensaje previo a la entrega de la constancia de mayoría, Otálora Malassis a nombre de la Sala Superior del TEPJF destacó que éste “ha contribuido a restablecer la quebrantada esperanza en la soberanía del pueblo” y el imperio del derecho.

López Obrador estuvo acompañado por sus hijos Andrés y Gonzalo, y su equipo más cercano de colaboradores y quienes integrarán su gabinete, como la ministra en retiro Olga Sánchez Cordero, Marcelo Ebrard.

Acudieron el gobernador electo de Veracruz Cuitláhuac García y los líderes de Morena, Yeidckol Polevnsky, del PT Alberto Anaya y de PES, Hugo Eric Flores.

COMPARTIR